Un grupo de 72 migrantes cubanos fueron trasladados a Veracruz (Imagen de archivo)

Un grupo de 72 migrantes cubanos fueron trasladados a Veracruz por las autoridades mexicanas, luego de que el viernes pasado, decenas de ellos entraran por la fuerza a una oficina migratoria en Tapachula, y causaran una lesión a un funcionario, informa Diario de Cuba.


Con el traslado de los antillanos, las autoridades buscan desahogar las dependencias del Instituto Nacional de Migración (INM) en Tapachula, desbordadas por la cantidad de cubanos y centroamericanos que llegan pidiendo un salvoconducto para atravesar México, y llegar a la frontera con EEUU para solicitar asilo político, reporta la prensa mexicana.

Los cubanos fueron trasladados en dos ómnibus a la ciudad veracruzana de
Acayucan, donde hay otra estación migratoria, dio a conocer la publicación El Mañana.

Decenas de isleños que irrumpieron la oficina migratoria en Tapachula, declararon estar molestos por la dilación en sus permisos.

En un reportaje de Telemundo 51, los cubanos se quejaron de la corrupción de las autoridades migratorias mexicanas, que según algunos entrevistados cobran cada salvoconducto hasta en 500 dólares o más.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Los permisos están demorando hasta dos meses, de acuerdo a los testimonios, tiempo que los migrantes cubanos no pueden esperar, puesto que les apremia llegar a la frontera.

A la oficina migratoria de Tapachula, llegan diariamente más de 300 migrantres de la Isla antes de las 7:00 am, y un promedio de 22 centroamericanos.

El viernes, decenas de ellos entraron por la fuerza a la oficina de Tapachula, molestos por la demora en sus permisos.

Un cubano que no quiso revelar su identidad explicó: “si nosotros solos hacemos el trámite nos tarda de 20 días a dos meses, pero si pagamos abogados, en 10 días máximo. Imagínese, prefiero pagarle al abogado porque igual gasto más en hotel, comida y pasajes”.

Otro de los migrantes señaló que nunca fueron atendidos por funcionarios de Migración en México.

“…Jamás se paró alguien afuera (de las oficinas) y nos explicó cómo se realizaba el trámite”, lamentó.