Hospital. Foto: Pixabay

Michael Flor paciente de Covid-19 de 70 años de edad, contó al Seattle Times, que sabía la factura del hospital sería alta, pero nunca imaginó que contraería una millonaria deuda, tras recuperarse de la enfermedad, reporta Telemundo 51.


Flor logró recuperarse de coronavirus en West Seattle, pero revela su corazón casi vuelve a fallar, cuando recibió la factura del hospital de 181 páginas, y $ 1.1 millones de dólares.

Los documentos del centro hospitalario que semejaban más a un libro, detallaban la explicación de los cargos.

Al sufrir de Covid-19, es probable que no tenga que pagar nada de su bolsillo, sin embargo la factura no deja de impresionar.

El estadounidense fue atendido en el Centro Médico Sueco en Issaquah con Covid-19 durante 62 días, por lo que sabía que los gastos serían grandes.


Estuvo inconsciente durante gran parte de su estadía, pero una vez cerca de la recuperación su esposa, Elisa Del Rosario, lo recuerda despertarse y decir: «tienes que sacarme de aquí, no podemos permitirnos esto».

El hospital le facturó $ 9,736 por día, debido a la naturaleza contagiosa del virus, la sala estaba sellada y solo podían ingresar los trabajadores médicos que llevaban trajes de plástico.

Flor estuvo durante 42 días en aislamiento, por un costo total de $ 408,912 dólares.

Asimismo para sobrevivir tuvo que usar ventilador mecánico durante 29 días, a $ 2,835 por día, por un total de $ 82,215.

Alrededor de una cuarta parte de la factura corresponde al costo de los medicamentos que le aplicaron, entre otros tratamientos del hospital, y el servicio de los doctores.

Afortunadamente hay reglas financieras que se aplican solo a enfermos de Covid-19; el Congreso destinó más de $ 100 mil millones para ayudar a los hospitales y las compañías de seguros a sufragar los costos de la pandemia, en parte para alentar a las personas a buscar pruebas y tratamiento, incluso a aquellas personas que no cuentan con un seguro médico.

Por lo que Flor probablemente no tendrá que pagar ni siquiera los gastos de bolsillo de su póliza Medicare Advantage, que podrían haber ascendido a $ 6,000.