La diabetes es considerada la octava causa de muerte en Cuba, más de un millón de antillanos viven con esta enfermedad, reporta Efe, citando al Ministerio de Salud Pública.


Sin embargo oficialmente sólo están registrados 700 mil diabéticos, un número inferior al que la realidad muestra.

En el Anuario Estadístico de Salud del año 2017, expertos alertaron sobre la importancia de avanzar en el diagnóstico de esta enfermedad.

Señalan además que la prevalencia del padecimiento se ha duplicado si se tiene en cuenta las cifras hace diez años atrás, y enfatiza que más del 55% de los cubanos que mueren a causa de la diabetes son menores de 75 años.

Diario de Cuba reporta que la mortalidad por esta enfermedad en los últimos tiempos se ha mantenido estable en unos 20 fallecidos por 100 mil habitantes.


El Ministerio de Salud Pública considera que el incremento de casos con esta enfermedad, se debe al cambio de hábitos alimenticios en la Isla, y cabe mencionar que la disparidad entre el salario de los cubanos y el alto costo de la vida en el país caribeño, también puede evidenciarse como un factor a tomar en cuenta.

Aunque no se ha terminado el registro nacional de enfermos de diabetes, se estima que en la Isla, hay alrededor de 1.000 niños y jóvenes de menos de 15 años que la padecen.

En menores de cinco años se ha observado una incidencia aun mayor, reconocen especialistas del Instituto Nacional de Endocrinología.

Otros elementos a observar son que la población cubana no realiza la actividad física adecuada, existe sobrepeso y obesidad, por malos hábitos alimenticios, lo cual representa un 43.8%.

El órgano oficial del Partido Comunista de Cuba (PCC), diario Granma señala en su artículo del lunes, no obstante, que los principales factores de riesgo para padecer diabetes, son la edad, herencia y genética, así como el estrés de la vida moderna.

En segundo lugar, coloca la hipertensión, el sedentarismo, y el colesterol alto.

(Con información de Diario de Cuba)