Ruiz Urquiola crítica el silencio de la ONU y de los medios de prensa extranjeros, que no han visibilizado el atropello del régimen contra LMOA/Imagen tomada de redes sociales

El científico cubano Ariel Ruiz Urquiola, quien intervino en el programa de la plataforma «Las mañana de CiberCuba» opinó sobre la situación del artista Luis Manuel Otero Alcántara, preso y torturado por más de veinte días en el Hospital Calixto García, en el municipio Plaza.

A propósito del último vídeo filtrado por el régimen, en el que se vio el deterioro físico del activista, Ruiz Urquiola expresó:


«El estado de salud (de Otero Alcántara) es evidente que es deteriorado, pero para mi lo más importante en este caso es que se ha filtrado información de que ha estado, en primer lugar esposado a la cama, se le ha puesto drogas para provocar un nivel de sedación dos o nivel tres, es decir, de conciencia pero con sumisión y respondiendo a ordenes. En las redes ha circulado que ha habido también una huelga de hambre, no sé si de sed también, que empezó el lunes, y con voto de silencio…».

«Y con todo este panorama lo que te puedo decir es que se puede esperar un deterioro de la salud, incluso la complicidad de la diplomacia, y de determinados órganos veladores de los derechos humanos, porque si estás haciendo una huelga de hambre y sed tienes que atenerte a las consecuencias…, pero ese no es el punto, el punto es la sumisión, yo veo que este hombre está sedado de manera consciente y que está tranquilo, respondiendo a ordenes, este es el tipo de tortura médica que han hecho a este hombre», indicó.

«Son cómplices en estos momentos y responsables indirectos de lo que suceda con la vida de Luis Manuel Otero Alcántara y la historia les va a pasar la cuenta, con seguridad», sostuvo Ariel Ruiz, haciendo referencia a los funcionarios que representan a países democráticos europeos, quienes actúan en complicidad con la dictadura cubana.

«Los pueblos tienen memoria pequeña, pero la historia es la memoria eterna y ustedes van a quedar en esa página negra, oscura, de crímenes de lesa humanidad de un país, en este particular, de la dictadura cubana y su desgobierno», precisó el biólogo y activista.


A juicio de Ruiz Urquiola, está muy mal el rol que hasta ahora han desempeñado los medios de prensa extranjeros y la ONU y sus dependencias, que supuestamente defienden los derechos humanos, porque han guardado silencio ante los atropellos y el abuso contra Luis Manuel, y contra el resto de los activistas del Movimiento San Isidro.

«Primero fue raptado por un gobierno, ha sido internado en una institución de salud pública que lo está torturando, y eso es un acto absolutamente violatorio de los derechos humanos», puntualizó el opositor al referirse a Otero Alcántara.