El movimiento Somos+ denunció una «escalada de robos, persecuciones e intimidaciones sin precedentes» contra sus miembros y llamó «tecnófobo» al Gobierno cubano por su obsesión con la tecnología en manos de opositores.

«La Seguridad del Estado cubana no tiene límites en sus métodos y sus formas», denunció la organización en su sitio en internet. «A día de hoy, ha mutado y se inspira en los famosos colectivos de Venezuela (realmente diseñados por ellos), que se mueven en motos como una banda de ladrones que intentan imponer el terror cuando ya no tienen argumentos», advirtió.

Somos+ mencionó lo que consideró un «obsceno robo» a Iliana Hernández de los equipos con los que realiza su programa Lente Cubano, que se distribuye informalmente en la Isla. También la «retención» del líder de la organización, Eliecer Ávila, en su casa, «sin permitirle durante un día completo pasar más allá de la puerta».

El pasado 7 de febrero, Ávila denunció en su cuenta en Facebook que la Seguridad del Estado le impidió durante todo el día y parte de la noche salir a la calle.

«Yo nunca he tenido un problema en 31 años, pues siempre he sido muy respetuoso y lo mismo me he ganado hacia mi persona. Pero esta gente, con su cinismo y sus planteamientos absurdos como si vinieran de otro mundo, me revuelven el estómago y me causan tanto estrés que no sé hasta dónde me sea posible mantener la calma… Igual debo intentarlo por no fallar a mi responsabilidad con tantas buenas personas. Pero sí, ellos tienen la capacidad innata de sacar lo peor de cualquier persona», escribió Ávila refiriéndose a los represores.


Somos+ mencionó también el caso de Alexei Gámez, coordinador del movimiento en la zona occidental de la Isla, cuya casa fue allanada.

«Es un abuso de poder las confiscaciones en casa de Alexei de cuanto material informático encontraron», dijo la organización.