Violenta riña en Cuba termina con joven apuñalado siete veces (Imagen: Captura de pantalla, CubaNet)

Un nuevo episodio de violencia callejera estremeció el pasado sábado a la ciudad de Holguín, luego de un joven recibiera al menos siete puñaladas en la intercepción de las céntricas calles Mártires y Luz y Caballero, frente a la estación de bomberos, recoge CubaNet.


La riña tuvo lugar cerca del centro nocturno Beny Moré, donde aseguran testigos, comenzó la discusión entre los dos jóvenes.

El agredido se encuentra en estado grave internado en el hospital Clínico Quirúrgico Lucía Íñiguez Landín de esa provincia.

En el vídeo con imágenes altamente sensibles, se puede apreciar que el agresor desarma a la víctima arrebatándole el cuchillo, y lo apuñala unas siete veces.

Los transeúntes exclamaban: «¡Lo mató!» «¡Lo mató!», y aunque finalmente un bombero pudo quitarle el cuchillo al victimario, fue un poco tarde, y el joven herido de gravedad tuvo que ser trasladado al hospital, ahora se encuentra entre la vida y la muerte.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Eugenio Aldana, vice fiscal jefe de los procesos penales en el municipio cabecera explicó el incremento del porte y tenencia ilegal de armas ha traído como consecuencia el aumento de «homicidios, asesinatos», riñas tumultuarias o alteración del orden público.

Las personas procesadas bajo estos cargos son muy jóvenes, se ubican entre los 16 y 20 años, por lo que la situación es alarmante, reveló Aldana.

Previsto como un delito en los artículos 211 y 214 del código penal de Cuba, el porte y tenencia ilegal de armas se pretende disminuir con una operación llamada «Arma cero», una medida de las autoridades para reducir la violencia.

«El delito de portación y tenencia ilegal de armas, tal y como está establecido en nuestro código penal, es la portación de cualquier objeto, armas de fuego, cuchillas, navajas etc., con la intención de cometer un delito o con la presunción de que se cometa», acotó el vice fiscal.

«Arma Cero» busca llevar a cabo acciones penales, educativas y preventivas con la actuación de las autoridades policiales y de justicia.

«En las comunidades, los fiscales realizarán labores profilácticas que incluyen todo lo que tiene que ver con la divulgación jurídica», puntualizó el funcionario.

Asimismo añadió que por el porte y tenencia ilegal de armas se aplicarán sanciones privativas de libertad, aunque recordó que su principal labor es prevenir.