El régimen cubano acusa a la oposición de actuar como agente de una potencia extranjera, en un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores (MINREX), además de una lista de activistas publicada en medios oficiales, sobre una supuesta reunión secreta en la Embajada de EEUU en La Habana, son el preludio de lo que pudiera ser otra Primavera Negra, reporta Radio Martí.

«Lamentablemente me parece que estoy viviendo, sobre todo los días anteriores a marzo de 2003», comentó la periodista Miriam Leyva refiriéndose a la Primavera Negra, cuando el castrismo encarceló y condenó a 75 opositores y periodistas acusados de servir a una potencia extranjera, aplicándoles la Ley 88.

La situación interna de Cuba es tensa, opinó el también periodista Iván García, que declaró a Radio Martí: «ojo el presidente Díaz-Canel está en una disyuntiva» en relación a la represión habitual del régimen de La Habana.


En una de sus páginas oficiales, el Gobierno cubano publicó una lista de los activistas que fueron invitados a ver el lanzamiento de la campaña ¿Presos por qué?, que inició EEUU en la sede de la ONU.

Se habla de un evento secreto, y una lista secreta de invitados al estilo policiaco, comenta Amado Gil, reportero del medio de Miami.

«¿Pero qué secreto si llamaron por teléfono para invitar a esa reunión? …Eso es absurdo», explicó Leyva.

Hildebrando Chaviano estuvo entre los asistentes a la cita en la Embajada de EEUU en La Habana, él detalló:

«Yo estoy esperando la represión venga en cualquier momento, por qué, porque ellos no tienen discurso ninguno, se han visto todos sus planes, todo lo que tienen de los lineamientos…hasta llegar a esta Constitución que al final no va a resultar en nada, el país está cada vez más frustrado».

Según Radio Martí, los entrevistados estuvieron de acuerdo en que el régimen tendría que valorar las consecuencias negativas que tendría una ola represiva en las condiciones actuales.