El régimen cubano justifica el aumento de los precios de medicamentos, a partir de enero de 2021/Imagen de archivo

Meisi Bolaños Weiss, ministra cubana de Finanzas y Precios, justificó en televisión nacional el aumento de los precios de los medicamentos, argumentando que las importaciones tienen un alto costo, recoge Diario de Cuba.

Durante su intervención en la Mesa Redonda informativa, Bolaños Weiss hizo alusión a la Resolución 345 del Ministerio que ella dirige, sobre las «adecuaciones que se han realizado al listado de medicamentos», publicados en una corrección de la Gaceta Oficial.


Según la funcionaria, «es importante reiterar que todos los productos que son por tarjetón, controlados, y que son complementarios, mantienen sus precios actuales», aún cuando estos productos «tienen un incremento real de sus precios y hay que pagar a las empresas productoras», puntualizó.

Asimismo explicó que «la medicina» también «lleva economía. Tenemos que seguir respaldando la industria farmacéutica y biotecnológica en nuestro país, porque será también un modo de abaratar los costos en la producción de medicamentos y nos permitirá vender a la población medicamentos a precios más bajos que si debemos importarlos».

«Estamos oyendo los criterios de la población, estamos prestando oídos sobre todo a las inquietudes, dudas y sugerencias del pueblo», afirmó.

La titular calificó como «tergiversaciones de los medios contrarrevolucionarios», las notas sobre el alza de los precios de las medicinas, medida que entrará en vigor como parte del «ordenamiento monetario» desde el 1 de enero de 2021.


«Nos dimos cuenta de que en los listados de precios de medicamentos se incluyeron determinados renglones que no se van a vender en las farmacias comunitarias porque son de uso exclusivo en los hospitales, donde son gratuitos y por esa razón se actualiza el listado eliminando 50 medicamentos», añadió.

De acuerdo a la funcionaria, algunos fármacos tendrán precios diferentes, teniendo en cuenta sus características de gramaje, importación o procedencia, este es el caso de la dipirona.

Otros que aparecen en el listado, solo se suministran en los hospitales, donde la aplicación aseguró sería gratuita.

No obstante, detalló habrán más evaluaciones con respecto a este tema, ante el «cambio de las circunstancias» y según «se expresen económicamente los costos reales».

De tal modo «se irán transformando y actualizando esos precios», adelantó.

«Ojalá se pueda crecer en ese 46% de los medicamentos que se venden en farmacia, con una mayor participación de los de producción nacional porque bajarán los precios y le costará menos al presupuesto del Estado», indicó.

Por su parte, el doctor Emilio Delgado Iznaga, director de Medicamentos y Tecnología Médica del Ministerio de Salud Pública (MINSAP), dijo que actualmente Cuba tiene un cuadro básico de medicamentos para 2021 (ajustado por las tensiones financieras), el mismo contiene 619 fármacos, 365 producidos por la industria nacional, mientras 254 son importados.

Al respecto, el médico comentó que era «un cuadro de medicamentos ideal, pero costoso, que representa un gasto superior a los 400 millones de dólares, y que a partir de las tensiones financieras que hemos enfrentado, el recrudecimiento del bloqueo y la situación generada por el Covid-19 fue afectado, trayendo como consecuencia bajas coberturas».