Iniciativa #TambiénVolverán – Facebook @Luis Manuel Otero Alcántara

Un grupo de artistas independientes cubanos dentro de la isla han iniciado una campaña con el propósito de recaudar los fondos que piden los secuestradores de los médicos cubanos en Kenia.


Por el rescate de Landy Rodriguez y Assel Herrera se está pidiendo $1,5 millones de dólares. La iniciativa encabezada por el artista Luis Manuel Otero Alcántara, bajo el nombre #TambienVolverán, busca reunir la suma demandada para poder traer de regreso a los galenos cubanos.

Los fondos recaudados serían entregados a las familias de los médicos para que entre el gobierno cubano y de Kenia se organice el rescate.

En su cuenta de facebook Alcántara escribió:

«Consternados ante la noticia del secuestro de los médicos cubanos Landy Rodríguez y Assel Herrera el pasado 12 de abril de 2019 en la región de Mandera, Kenia; apelamos a la solidaridad internacional con el objetivo de socorrerlos.
Según informaciones de la prensa, los militantes del grupo terrorista Al Shabaab, han solicitado un rescate de 1,5 millones de dólares, monto que el gobierno keniano ha decidido no pagar. 
De manera independiente, nosotros, artistas cubanos, hemos decidido iniciar un futuro crowdfunding esperando que este gesto de ayuda nos permita liberarlos en buen estado de salud y con la mayor celeridad posible.
La recogida de dinero se realizará dentro y fuera de la Isla. Esta iniciativa hace valer nuestras creencias en la hermandad de mujeres y hombres, y en la posibilidad de revertir situaciones como estas desde prácticas de entrega y cohesión. El dinero recogido será entregado a las familias y estas a través de los gobiernos de Cuba y Kenia realizarían el intercambio».


Los dos médicos cubanos fueron secuestrados en abril por el grupo terrorista Al Shabab y trasladados a la región de El Adde, en Somalia, para, según reportes de inteligencia de Kenia, brindar asistencia médica a terroristas heridos.

El gobierno cubano asegura estar en negociaciones con el gobierno de Kenia y Somalia para asegurar la vida de los profesionales cubanos, pero no detallan acciones definitivas con este propósito.