Explica el chofer del transporte turístico (Transtur), Francisco Javier Casanova Benítez, quien se salvó milagrosamente, después de sufrir el trágico suceso ocurrido en el hotel Saratoga, en La Habana, la onda expansiva lo agarro en el momento que se encontraba hablando por teléfono con su esposa, impactando el ómnibus volcándose sobre el asfalto:


“Había dejado los pasajeros en el Parque Central porque en ese sitio no se puede estacionar permanentemente. Luego avancé hasta el hotel Saratoga, para recogerlos allí en unos 15 minutos”, dijo al Periódico Girón.

 Casanova Benítez, residente en la provincia de Matanzas se encontraba en La Habana en funciones de trabajo como chofer de turismo, perteneciente a la base de Varadero hace 18 años, en esa ocasión con turistas Alemanes; resalta que las personas que se encontraban cerca enseguida acudieron a prestarle auxilio.

“Sentado frente al timón escribía en la hoja de ruta. Nunca vi el camión cisterna que descargaba el gas. En el instante de la explosión hablaba por teléfono. De inmediato la guagua volcada, el sonido de los cristales fracturados, el polvo del derrumbe, los escombros cayendo encima, el celular en el piso…”, agregando:

“Yo escuchaba: uno, dos, tres… ¡ahora! Era la gente que afuera trataba de voltear la guagua conmigo dentro. Uno de ellos, de gran fortaleza física, arrancó la puerta de un tirón, me cargó sobre sus hombros y me introdujo en un carro particular (almendrón). Manaba sangre por la cara y los brazos. Llegué al hospital Freyre de Andrade, en la Avenida de Carlos III, que solo se me veían los ojos”

Dayamí Molina Caballero, esposa del chofer dijo a la prensa local antes mencionada que escuchó un fuerte ruido e inmediatamente se cortó la comunicación, intentando establecer comunicación otra vez “pero sin resultado”.


En primera instancia Casanova Benítez agradeció a los cubanos que estaban cerca y acudieron inmediatamente a ayudarlo, también al hospital que lo recibió, a sus compañeros de trabajo y a los directivos de Transtur:

“Agradezco con letras mayúsculas la atención que recibí de todo el personal de ese centro hospitalario habanero. En tan solo 24 horas me practicaron chequeo general en dos ocasiones. También a los compañeros de la Dirección General de Transtur y a mis colegas de Varadero, que enseguida trasladaron a Dayamí hasta donde yo estaba”

En la primera hora de la madrugada de este lunes 9 de mayo, el personal que se encuentra trabajando entre los escombros (rescate y salvamento) del Saratoga encontró cuatro cuerpos más sin vida, sumando a 35 la cifra de fallecidos en tan siniestro suceso.

Entre los fallecidos hay cuatro menores de edad, una mujer embarazada y una turista española, según reporte oficial. Según cifras del MINSAP hasta la tarde  del domingo se encontraban 85 personas heridas, de ellos 24 permanecen ingresados en diferentes centros de salud, 19 son adultos y 5 menores de edad.

Hasta el momento se desconoce la identidad de los fallecidos y los heridos de tan lamentable tragedia, que de acuerdo a declaraciones del gobierno ocurrió por una fuga de gas.