Los representantes republicanos de Miami Mario Díaz-Balart y Carlos Curbelo, ambos de origen cubano, se mostraron visiblemente conmocionados mientras hablaban sobre el colapso del puente en Miami el jueves.

El puente peatonal a través de la Calle Ocho del Suroeste se encuentra en el límite de los distritos congresionales de Díaz-Balart y Curbelo.

“Hay una ironía muy triste aquí. Este proyecto fue construido para mantener a los estudiantes seguros y a los peatones seguros y ha terminado siendo la causa de la muerte de los conductores debajo”, dijo Curbelo.

Curbelo y Diaz-Balart han hablado con la Secretaria de Transporte Elaine Chao este jueves en la tarde. Dijeron que no están seguros si el gobierno federal tiene jurisdicción sobre el puente, aunque utilizó fondos federales. Ambos miembros del Congreso dijeron que apoyarían cualquier investigación federal o audiencias del Congreso para determinar qué sucedió, incluso si el gobierno federal no tiene jurisdicción sobre el puente.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

“Habrá muchas preguntas que tendrán que ser respondidas”, aseguró Díaz-Balart.

Diaz-Balart estuvo presente en una ceremonia de inauguración del puente el sábado.

El puente peatonal incompleto recibió fondos federales a través de Tiger Grant, que era parte del paquete de estímulo federal masivo aprobado por el ex presidente Barack Obama, explicaron ambos congresistas.

“Vamos a descubrir qué diablos pasó aquí”, esto más allá de lo trágico”, reconoció Díaz-Balart.

Por su parte, Curbelo detalló que el método de construcción acelerada del puente, donde se sobrepasó el límite sobre Southwest Eighth Street en cuestión de horas la semana pasada, se ha utilizado en otros proyectos en el condado de Miami-Dade.

“Esta es una nueva tecnología. Entiendo que incluso en las autopistas principales, como el intercambio 836-826, este tipo de tecnología de puente está en su lugar y nunca ha habido ningún problema con ella, por lo que esto es muy sorprendente y tenemos que descubrir qué sucedió”, expresó Curbelo.

(Con información de Miami Herald)