Vicepresidenta del Parlamento Europeo se suma a la campaña de Cuba Decide por la liberación de José Daniel Ferrer (Imágenes tomadas de redes sociales)

La vicepresidenta del Parlamento Europeo, Dita Charanzová, se sumó este viernes a la campaña internacional impulsada por Cuba Decide a favor de la liberación del líder opositor José Daniel Ferrer, reporta Martí Noticias.


Charanzová publicó un vídeo en Twitter junto al mensaje: «Me uno a la campaña por la libertad de los presos políticos en Cuba. @jdanielferrer lleva más de 100 días detenido de forma arbitraria, torturado y maltratado, y hay muchos casos como el suyo ocuriendo hoy en Cuba. #FreeFerrer».

La diplomática checa menciona además que en noviembre de 2019 la mayoría de eurodiputados aprobó una resolución exigiendo la liberación del líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), y de otros presos políticos en el país comunista.

«Mi petición es la misma al Gobierno cubano, liberen a los presos políticos ya», puntualizó Charanzová.


Nelva Ismaray Ortega Tamayo, activista y esposa de Ferrer dio a conocer ayer que la Fiscalía está pidiendo nueve años de cárcel para el preso político, acusándolo de delitos que no cometió.

Según sus familiares que lo pudieron visitar en la cárcel de Aguadores en Santiago de Cuba, Ferrer está más delgado que la vez anterior, se niega a comer la comida de la prisión, porque la misma está en mal estado.

Lo mantienen totalmente aislado, no le han golpeado más, pero no le entregan sus medicamentos, pese a que padece gastritis crónica, y tiene dolor y acidez estomacal todo el tiempo.

Tampoco le dejan escribir en la prisión, y en la celda de castigo las condiciones son infrahumanas, en la noche le entregan un colchón, toalla y sábanas sucias, pero sobre las 5:00 o 6:00 am se lo vuelven a retirar.

Al tiempo que la Fiscalía está pidiendo siete años para Roilán Zárraga Ferrer y Fernando González Vaillant, dos de los miembros de UNPACU detenidos junto a Ferrer, que enfrentan los mismos cargos.

El líder opositor le pidió a su familia no contratar ningún abogado, pues les explicó «que todos los que tienen capacidad legal para asumir su caso están subordinados al Partido Comunista, están subordinados a la dictadura».