En el presente año fiscal, de octubre de 2018 a marzo de 2019, EEUU ha otorgado hasta ahora sólo 3.954 visas de inmigrante a ciudadanos cubanos, al tiempo que ha aumentado la entrega de visas de no inmigrante para visitas familiares, dio a conocer el portal de noticias Cibercuba, citando información del Departamento de Estado.


De acuerdo a la web, la situación responde a la paralización desde 2017, del Programa de Reunificación de Familias Cubanas (CFRP), y a la reducción de personal diplomático en la Embajada de EEUU en la Isla, por los misteriosos ataques acústicos aún sin aclarar, que trajeron como consecuencia el traslado de los trámites consulares para cubanos a Guyana.

El reporte indica que «ninguna de las visas de inmigrante concedidas durante el actual año fiscal» han sido tramitadas en La Habana.

Un funcionario de la cancillería estadounidense interrogado acerca del Programa de Reunificación Familiar, comentó que Washington se mantiene evaluando los requerimientos del programa, y no ofreció otros detalles en particular.

El funcionario citado por CiberCuba añadió que la cancillería comunicará tan pronto como se decida cualquier plan a futuro.


En la actualidad unas 20 mil reclamaciones familiares esperan la reapertura del programa de reunificación familiar, indicó el artículo.

El pasado año fiscal, Estados Unidos por vez primera incumplió su compromiso de conceder un mínimo de 20 mil visas de inmigrante a ciudadanos cubanos.

Un acuerdo migratorio adoptado por La Habana y Washington, tras la crisis de los balseros en 1994.

Sin embargo, hasta marzo de 2019, EEUU ha entregado 7.016 visas de no inmigrante, mientras en el año fiscal 2018 solo concedió 6.959 visas de esta categoría a naturales de la Isla, sostuvo Cibercuba.

El mes pasado EEUU dio a conocer un cambio en el visado B2 para los cubanos, este tipo de visas que permitía múltiples viajes a territorio estadounidense, ya fuese para visitas familiares, turismo o tratamientos médicos, tendrá solo tres meses de validez para los nuevos solicitantes de nacionalidad cubana, y sólo permitirá una entrada.

Quienes tengan vigente la visa de cinco años que antiguamente concedía EEUU, podrán seguirla usando hasta que la misma expire.