Cubanos y centroamericanos en la frontera (Imagen de archivo)

Datos de la Oficina de Aduanas y Protección de Fronteras (CBP, en inglés), revelan que más de 21.000 cubanos se presentaron durante el año fiscal 2019 en los puertos de entrada en la frontera entre EEUU y México, fundamentalmente en su mayoría por Laredo, Texas, reporta Martí Noticias.

Unos 21.499 ciudadanos de la Isla se presentaron en el sector sur de la frontera con el vecino país y solicitaron asilo político, más que el doble de la cifra registrada en el año fiscal 2017-2018, cuando 7.079 lo hicieron.


Entre el 1 de octubre del 2018 y el 30 de septiembre de 2019, unos 12.898 acudieron por el puente fronterizo que conecta Nuevo Laredo, México, con Laredo, Texas.

Luego de que Barack Obama derogara la política pies secos/pies mojados, los cubanos que arriban a Estados Unidos sin visa no tienen permitido la entrada al país, y deben pedir asilo político en la frontera, donde se someten a una prueba de miedo creíble ante las autoridades.

En la actualidad muchos cubanos esperan meses en un centro de detención, hasta que se le conceda la solicitud de libertad bajo fianza, y no existen garantías de que las autoridades estadounidenses aprueben su caso de asilo político.