Niñas cubanas fallecidas en derrumbe en La Habana Vieja. | Fotos @ Facebook/Katiuska Gay Aranguren

Las tres niñas cubanas que murieron en el derrumbe de un balcón en el barrio de Jesús María en la Habana Vieja fueron identificadas como María Carla Fuentes, Lisnavy Valdés, Rocío García.


María Carla y Lisnavy tenían 12 años, Rocío 11, cuando el desplome de un balcón del edificio 102, entre Vive y Revillagigedo, acabó con sus vidas.

Varios testigos aseguraron que las niñas habían salido a comprar helado cerca de las cinco de la tarde, después del ensayo de la actividad del natalicio de José Martí en su escuela primaria Quintín Banderas, cuando pasaron justo en el momento en que se desplomó el balcón de ese edificio. Partes del edificio ya habían colapsado desde hace más de un año.

Una maestra de la escuela de las niñas conmocionada ante la triste noticia publicó un emotivo mensaje en sus redes sociales.

“Me siento triste, muy triste, dolida, afligida, por la pérdida de las 3 niñas de mi escuela (Rocío, Lisnavys y María Carla). Qué dolor insuperable para esas familias y para nosotras las maestras de la escuela donde estudiaban. A esos 3 angelitos sus compañeritos de la escuela y yo, nunca las olvidaremos. E. P. D.”, escribió Katiuska Gay Aranguren en su cuenta de Facebook.


Me siento TRISTE, MUY TRISTE,DOLIDA,AFLIJIDA,por la pérdida d las 3 niñas d mi escuela(ROCÍO, LISNAVYS Y MARÍA CARLA), Q…

Posted by Katiuska Gay Aranguren on Tuesday, January 28, 2020

El fallecimiento de estas niñas que ensayaban para un acto escolar por el natalicio de Martí ocurrió horas antes del Desfile de las Antorchas del régimen en La Habana por este natalicio.

La tragedia que pudo haber sido evitada con mejor mantenimiento de las estructuras, ha dejado muchas críticas dirigidas a los dirigentes cubanos. Ni Raúl Castro ni Díaz-Canel, quienes asistieron al desfile, se han pronunciado públicamente sobre lo sucedido.

Por su parte el canciller Bruno Rodríguez fue fuertemente criticado por lamentar la muerte del basquetbolista Kobe Bryant en su cuenta de twitter, obviando el dolor de las familias cubanas ante el trágico incidente.

Es lamentable la desfachatez con que el gobierno cubano garantiza los recursos para construir hoteles de lujos para el turismo internacional, mientras deja en total desamparo el mantenimiento de estructuras como esta por donde transitar miles de cubanos poniendo en riesgo su vida.

Los cadáveres de las niñas serían enterrados este martes en La Habana.

En el lugar del accidente familiares, vecinos y cubanos que no conocían a las niñas, pero que han sentido profundamente la tragedia, han pasado para dejar juguetes, velas, y mensajes en homenaje a la memoria de las 3 jóvenes víctimas.