Escena del programa de la televisión cubana Vivir del Cuento (Imagen tomada de redes sociales)

Un editorial del órgano oficial del Partido Comunista (PCC), arremetió el jueves contra el humor que se hace en la Isla, informa Diario de Cuba.


Según el diario Granma, los humoristas cubanos han convertido en «blanco predilecto» del «ridículo» a los funcionarios, responsabilizando a sus exponentes de propiciar en el público «repulsa y burla».

El artículo indica que «el personaje oficial, el cuadro político, el simple dirigente del barrio, el que alguna vez dirigió y ya no lo hace, e incluso los miembros de las instituciones del orden o la legalidad, se han convertido en blanco predilecto a la hora de armar los personajes más ridículos o los que asumen roles negativos en no pocas producciones audiovisuales (humorísticas o no)».

La prensa estatal cubana además pidió «reírse un poco más» de personajes como el «maceta, el que roba, el simulador, el vago y el contrarrevolucionario».

Asimismo cuestionó «decenas de películas», programas televisivos o propuestas teatrales de los últimos años, donde a juicio del oficialismo «se hace perceptible la asignación a estos personajes de guiones sin muchos matices, que los reducen a personas torpes, incultas, desfasadas o tontas».


Granma explicó que no quiere defender a «ultranza» a los cuadros de dirección o a otras autoridades, en los que ve problemas, se trata de una crítica «a la superficialidad que se le otorga al tema».