Decomisos a carretilleros en Cuba/Imagen de archivo

Un operativo llevado a cabo este jueves en el municipio Boyeros de La Habana, por la Policía Nacional Revolucionaria (PNR), dejó al menos a una decena de vendedores callejeros, algunos con licencia, otros sin ella, fueron multados y sus mercancías decomisadas, informa Martí Noticias.


De acuerdo a la denuncia de Osvaldo Mendoza Ferriol, quien fuera conducido a la unidad policial del Wajay, «la mayoría son personas del reparto Fontanal que tienen sus mesitas para vender cosas del hogar, que pagan impuestos».

Ferriol quien fue multado con 2.000 pesos por vender galletas dulces, dijo que la gran parte de los cuentapropistas fueron multados con hasta 4.500 pesos.

«Yo soy un vendedor ambulante y no tengo licencia porque estoy viviendo en La Habana, pero mi dirección oficial es en la provincia Granma», explicó el entrevistado, que dijo que para sacar su licencia debe hacer un cambio de dirección, y mencionó la burocracia que implican esos trámites.

Manuel Alberto Suárez, quien reside en Holguín, pero se traslada cada tres meses a la capital del país para que su hijo reciba atención en un hospital de La Habana, indicó que el decomiso de productos y las multas son frecuentes en los operativos de la policía en Cuba.


El holguinero le explicó a los policías que lo multaron y confiscaron sus productos, que él comercializa ajo y cebollas para poder sostener el hospedaje y la alimentación de su familia, mientras están en La Habana por atención médica, pero eso no les importó.

Manuel Alberto paga 40 dólares por alquiler en la capital más gastos de la comida, para que su hijo de apenas 4 años pueda ser atendido cada tres meses en rehabilitación del hospital Frank País, porque está operado de la cadera y postrado en una cama.

«Por una ristra de ajo me pusieron 2,000 pesos de multa», lamentó Suárez, quien le explicó a los inspectores su situación.

Otro cuentapropista Miguel Ángel Pupo fue multado por estacionar la carretilla, de acuerdo a las nuevas regulaciones las mismas deben estar en movimiento al tiempo que venden.