Marco Rubio y Bob Menéndez, senadores cubanoamericanos, presentaron el jueves una resolución en honor al legado del fiscal argentino, Alberto Nisman, y solicitaron una investigación transparente y veloz sobre su muerte en Buenos Aires en 2015.


El fiscal había estado investigando el bombardeo de 1994 a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA).

Los cubanoamericanos a traves de un comunicado de prensa, resaltan que Cristina Fernández de Kirchner, ex mandataria argentina fue inculpada de traición luego de que surgieron acusaciones de que ella ocultó la posible participación iraní en el atentado.

“Considerando que, el 22 de septiembre de 2017, los investigadores forenses de la Policía Federal Argentina presentaron un informe a un tribunal federal que concluye que Nisman no se suicidó, sino que fue drogado, golpeado y fatalmente herido en la cabeza el 18 de enero de 2015”, señalan ambos senadores.

El 7 de diciembre de 2017, Cristina Fernández de Kirchner fue acusada de traición por intentos de encubrir el papel de Irán en el atentado de AMIA; además de que nadie ha comparecido ante la justicia por la muerte de Nisman, y tampoco han sido procesados los sospechosos por el atentado de 1994.


Por los motivos mencionados, el Senado de Estados Unidos celebra la decisión del presidente argentino Mauricio Macri por solicitar una investigación efectiva, transparente e independiente sobre el trágico deceso del fiscal.

Y del mismo modo, expresa su profunda preocupación por las redes terroristas de Irán en Argentina y en todo el Hemisferio Occidental, observando las conclusiones de la investigación y los informes del Albero Nisman sobre dicha cuestión, alentando futuras investigaciones sobre las redes terroristas iraníes.

El documento también insta a Donald Trump, presidente estadounidense, a que ofrezca de manera directa asistencia técnica de Estados Unidos al Gobierno argentino para resolver la muerte del fiscal, y se dilucide la investigación en curso del atentado de 1994.

(Con información de Martí Noticias)