Mánager de Latam en el Aeropuerto de Miami tiene un floreciente negocio en Cuba, gracias a su amistad con el espía René González, según El Herald/Imagen tomada de redes sociales

El periodista cubano Mario J. Pentón publicó un artículo de investigación en El Nuevo Herald, en el que da a conocer el gerente de Latam Cargo en el Aeropuerto de Miami tiene beneficios en la Isla comunista por su cercana relación con René González Sehwerert, uno de los espías de la Red Avispa, que estuvo preso en Estados Unidos.

Giraldo Castillo de nacionalidad cubana, tiene un casa de dos pisos con restaurante de lujo en El Cotorro, La Habana, el lugar se llama Café Crystal.


Según Orlando Rodríguez, quien trabajó por diez años en Latam Airlines, la amistad de Castillo «con el espía René González es lo que le permite tener una paladar [restaurante privado] donde no falta nada. (…) hay desde cocinas que compiten con cualquier restaurante de Estados Unidos hasta un abastecimiento de primera, imposible de encontrar en otro lugar de Cuba».

Rodríguez también denunció que el gerente de Latam, «ha violado reiteradamente las normas de seguridad» de la compañía, favoreciendo «a los empleados que hablan bien del gobierno cubano».

La fuente reveló que asimismo a los que son críticos del régimen «les hace la vida imposible».

El diario miamense quiso que Latam emitiera una respuesta, y la compañía envió un correo electrónico diciendo que no tiene evidencias de que Castillo tenga una conducta «ilegal».

Un ex empleado de Latam, que no quiso revelar su identidad dijo que «la clave para entender la prosperidad y la riqueza de Giraldo Castillo en Cuba está en el hermano del espía René González, Liván».

«Ellos son casi familia, según ha dicho él mismo en las redes. Incluso les hizo a los cinco espías una gala de bienvenida a su restaurante», contó.

«Cuando me dirigí a Recursos Humanos de la empresa a quejarme por la manera en que Giraldo trata a los empleados se lo informaron. Más tarde, cuando revelé que él tenía acceso a las cámaras del aeropuerto desde Cuba, un coronel de la Seguridad del Estado visitó a mi familia y les dijo que me estarían esperando cuando regresara a la Isla», añadió.

De acuerdo a la fuente, «algunas de esas cámaras dan a una de las pistas del aeropuerto de Miami».