La precaria situación de los zoológicos cubanos es algo que viene desde hace décadas, surgió aparejado con la crisis del período especial en los años 90 del pasado siglo, y llegó para quedarse.

Un reciente reportaje de Diario de Cuba evidencia el escenario en que sobreviven estos animales, según el audiovisual a los camellos del Zoológico de 26 en la capital cubana, los visitantes les dan alimentos, y ningún trabajador interviene, se advierte además que la alimentación inadecuada de las especies puede provocarles desde cortes digestivos hasta la muerte.

En los meses de vacaciones uno de los sitios que más visitas recibe es el Zoológico de 26 en La Habana.


Algunos de estos animales también sufren las inclemencias del clima tropical, no preparados para ello.

El reportaje también denuncia que desde hace años el zoológico capitalino no “renueva” sus ejemplares.

(Con información de Diario de Cuba)