José Daniel Ferrer enfrenta a funcionarias del régimen: «Todo el que venga aquí va a seguir recibiendo alimentos»/Imágenes tomadas de redes sociales

Varias funcionarias del régimen se personaron en la sede de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), en Santiago de Cuba, que es también el hogar del líder opositor José Daniel Ferrer.


Las funcionarias vestidas como personal de Salud Pública le informaron a Ferrer que una persona que fue a recibir comida había dado positivo al Covid-19, por lo que no podían distribuir alimentos, hasta que no hicieran pruebas PCR a todos los posibles contactos, sin embargo el líder de la disidencia les dio una contundente respuesta.

«Todo el que venga aquí va a seguir recibiendo alimentos, y el PCR es cuestión de ustedes. Todo el que llegue aquí con hambre (será asistido), ya que el régimen para el que ustedes trabajan no les da alimentos ni los cura debidamente, nosotros vamos a seguirlos atendiendo», respondió firmemente el activista.

«Y las medidas que ustedes tomen en cuanto a eso no nos interesan en lo más mínimo. La salud de esas personas nos interesan más a nosotros que a ustedes, sino no anduvieran sucios, enfermos y hambrientos como andan en las calles en Cuba», sostuvo.

«Nosotros vamos a dejar de dar alimentos cuando ustedes el Gobierno, el Partido, Salud Pública, el Poder Popular les de comida a todos ellos», agregó.


Posteriormente Ferrer dejó pasar a las dos mujeres vestidas de médicos junto a dos hombres, no sin antes desinfectarles las manos, explicando que en su casa «hay medidas (por el Covid-19) y hay que aplicarlas».