Informe sobre derechos humanos apunta a un incremento de la represión en Cuba/Imagen de archivo

Al menos 99 detenciones arbitrarias se registraron en febrero en Cuba, con un total de 246 «regulados» y 126 prisioneros de conciencia, entre los que cumplen prisión domiciliaria, los que permanecen en las cárceles, y aquellos que han salido bajo licencia extrapenal, informa Martí Noticias.


Pese a la ola represiva que han estado experimentando los cubanos, el régimen aspira a ocupar un asiento en el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas en el período de 2021 a 2023.

De acuerdo al Informe sobre Derechos Humanos de febrero, elaborado por el Centro que supervisa la ex presa política Martha Beatriz Roque Cabello, «las cifras indican un aumento en la represión».

«Aunque parezca increíble, [el gobierno cubano] logra envolver a algunos países democráticos con las historias de los niños con Síndrome de Down, de los niños con cáncer, de las escuelas para niños con necesidades especiales», reveló la activista a Radio Martí.

Pero Roque Cabello recuerda que la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU consta de 30 puntos, muchos de ellos violados por el régimen castrista.


El informe subraya que en febrero no solo hubo un incremento en los atropellos a la disidencia, sino «también hacia la población en general, y en particular a los trabajadores por cuenta propia».

El documento devela también cifras del hostigamiento y multas contra activistas, otros de los mecanismos que utiliza la Seguridad del Estado para culpar de delitos comunes a opositores.

El mes pasado se reportaron arrestos en nueve provincias de la Isla comunista, y un 28.5% de las detenciones estuvieron orientadas a mujeres.

«Una de las cosas que han caracterizado el juicio [a José Daniel Ferrer] es que el Ministerio de Justicia, en los tuits que mandó, y que después borró, se refería a José Daniel como un delincuente sin haberse celebrado el juicio», expresó Roque Cabello en referencia al líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

En el mismo orden la lista de «regulados» aumentó un 5.6% con respecto a enero, cuando se contabilizaron 233, de acuerdo al informe.

Además se reportaron un total de 26 mujeres hostigadas y 53 hombres, de lo que se deduce que este tipo de violación de los derechos humanos se lleva a cabo en dos hombres por cada mujer.

Las multas también han ido en aumento, pues el documento reza que «hay que destacar que en los importes hay una gran línea ascendente, porque el monto total es 19,460 CUP, y el mes pasado era de 11,580 CUP, por lo que, con esta cantidad superior de multas, han aumentado la suma de dinero en 7,780 CUP».

Por último añade que el régimen continúa «acorralando el CUC hasta hacerlo inservible».