Malecón de La Habana. Foto: Pixabay

El Malecón habanero podría cambiar radicalmente, tras ser restaurado como parte de un plan del Gobierno que busca frenar los efectos del cambio climático, se ha desatado la polémica, luego de que muchos cubanos se muestren descontentos con la posibilidad de que eleven el muro del litoral, que durante décadas ha sido uno de los mayores atractivos de la ciudad, reporta Martí Noticias.


Según Madelyn Ruiz, una residente de la céntrica avenida, «lo que van a hacer es afearlo, lo más lindo que tiene Cuba. El Malecón, donde todo el mundo viene a llorar, a hablar de amor, el mariachi, a sacar tus penas, tus dolores, es lo más lindo, lo que vamos a perder entonces sería eso».

Hace aproximadamente diez años, las autoridades cubanas llevaron a cabo obras parecidas, ahora han vuelto a retomar las labores constructivas, pero los vecinos de la zona, y otros muchos habaneros están preocupados.

Enrique Rafael Díaz, profesor jubilado de Historia, cuenta que le beneficiaría de alguna manera, «pero si el huracán es grande entrará de todas maneras. La fuerza del mar es descomunal y perderíamos la vista al mar», añadió.

La ingeniera Dayana Estrada expuso que ahora mismo están «reparando el muro, una construcción que data de más de 100 años de antigüedad que ha sido afectada debido a ciclones y huracanes producto del cambio climático».


El huracán Irma fue la última gran tormenta que causó afectaciones en el Malecón en septiembre de 2017, y ahora estamos nuevamente en medio de la temporada ciclónica.