Ana Rodríguez, ex presa política cubana que creó conciencia sobre las violaciones de derechos humanos en las cárceles de mujeres en la dictadura en Cuba está a punto de ser desalojada en Miami.

Rodríguez, de 83 años, coautora de «Diario de una sobreviviente: diecinueve años en una prisión de mujeres cubanas», dijo que compró la casa con una compañera de cuarto que murió de cáncer. Dijo que el último pago que el banco le aceptó fue en 2009.


«Dejé de pagar cuando me obligaron», dijo Rodríguez, cuyos abogados dicen que fue víctima de una ejecución hipotecaria fraudulenta por parte de Bank of America y Bank of New York Mellon.

La hipoteca pasó a varios prestamistas y siguieron años de acciones judiciales, incluida una sentencia conjunta presentada en 2018 donde dice que Rodríguez presuntamente acordó la ejecución hipotecaria y, a cambio, el Bank of New York Mellon no presentaría una demanda en su contra por pérdidas financieras reportó Local 10 News.

Los registros oficiales muestran que la casa cerca de Le Jeune Road y la calle 13 del suroeste fue vendida el año pasado a una mujer de California.

Rodríguez, quien se está quedando ciego debido a la degeneración macular, recibió un aviso de 24 horas para desalojar la propiedad


Rodríguez ha recibido la ayuda de la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, quien ha detenido dos intentos de desalojarla.

Se espera que la cubana sea desalojada el próximo martes.