El deportista, se presentó en un hotel en Moscú, con dos hermosos tigres, valorados cada uno en 23.000 euros, protagonizando así unas imágenes difíciles de olvidar.

No cabe duda, que Mayweather no sabe pasar desapercibido.

Sabemos que el boxeador volverá al ring para enfrentarse al campeón de peso ligero de la UFC Conor McGregor, aunque aún está pendiente la firma de los contratos.