El actor Pablo Lyle enfrenta formalmente cargos de homicidio involuntario (Imagen de archivo)

En una segunda comparecencia del actor mexicano Pablo Lyle ante un juez en la corte de la ciudad de Miami, y acompañado por sus abogados, el agresor ha sido acusado formalmente de homicidio, por un incidente de ira en la carretera que llevó a la muerte del cubano Juan Ricardo Hernández, de 63 años, informa Local 10 News.


El mes pasado los fiscales informaron que estaban considerando acusar a Lyle, de 32 años, de asesinato en segundo grado y le pidieron que lo retengan en lugar de pagar una fianza de $ 1 millón.

Lyle se ha declarado inocente frente a los cargos que enfrenta.

Sus abogados argumentaron que su cliente no podía pagar esa suma, y alegaron que es un buen hombre que ha cooperado en la investigación y ha viajado voluntariamente a Miami desde México para enfrentar el cargo en su contra.

Un juez del condado de Miami-Dade finalmente fijó la fianza de Lyle en $ 50.000, y ordenó que se le pusiera en arresto domiciliario y se le equipara con un monitor GPS.


El juez mantuvo la fianza de Lyle en $ 50.000 el miércoles y añadió que el actor permanecerá en arresto domiciliario.

El vídeo de vigilancia capturó el incidente de ira en la carretera, el pasado 31 de marzo en la Avenida Northwest 27 y en la Calle 14 Northwest.

Según las autoridades, el actor estaba en el asiento del pasajero de un SUV rojo que se dirigía al Aeropuerto Internacional de Miami cuando el SUV pareció cortar un auto azul conducido por Hernández.

Hernández, aparentemente molesto, sale de su auto al detenerse frente a la luz roja y se acerca al conductor en el vídeo.

En la grabación se muestra que el conductor sale y ambos intercambian palabras cuando el SUV se desplaza hacia la intersección.

El conductor se apresura para alcanzar el auto, cuando Lyle parece salir del asiento del pasajero, ir hacia Hernández y lanzar un puñetazo al hombre.

Lyle regresa a su automóvil, junto a sus miembros de la familia, y el conductor da una vuelta en U y abandonan la escena.

Los abogados del actor afirman que el vídeo de vigilancia se ha acelerado.

Hernández, quien sufrió una lesión en la cabeza, fue llevado al Jackson Memorial Hospital, donde más tarde murió.

Lyle asegura que lanzó el puñetazo porque temía por la seguridad de su familia, después de que Hernández se acercó a su vehículo y golpeó la ventana.