Crítica la situación con la leche para los niños cubanos, donde único se encuentra es en las tiendas en dólares o en el mercado informal/Imagen de archivo

Niños cubanos más carentes que antes, denunciaron varios activistas que conversaron con Radio Martí.

Si bien la situación de los menores siempre fue difícil con el tema de la leche, porque a los siete años el Gobierno deja de vendérsela subsidiada, por la libreta de abastecimiento, ahora ni siquiera los que tienen menos de esa edad la tienen garantizada.


Según testimonios, la leche en polvo de la canasta básica no es suficiente, y la única opción que les va quedando a los padres es comprarla en el mercado informal, porque el producto escasea incluso en las tiendas en CUC, y donde único aparece con regularidad es en los estantes de las tiendas en moneda libremente convertible (MLC).

Desde Guanabo, la activista María Elena Mir Marrero, dijo que «no les alcanza, y es triste que no está garantizada en estos momentos, porque antes ibas a las tiendas en CUC y se compraba, la gente ahorraba o alguien le mandaba alguna ‘ayudita’; en estos momentos, no», confesó.

Mir Marrero cuenta que una lata de leche condensada cuesta entre 180 y 190 pesos cubanos.

«Esa bolsa realmente no alcanza para nada», lamentó Ariana Mena al referirse a la leche que dan en la bodega.


«Estamos hablando de una bolsita de leche, y con eso tú tienes que resolver, y ellos se jactan de decir que les dan leche a los niños», criticó.

«Hoy por hoy, la leche está en el mercado negro una bolsa en 250 pesos ¡cuando la encuentras! Y, la otra opción, es en MLC y, te imaginas que, nosotros, todos los cubanos, no tenemos esa opción de ir a las tiendas en MLC», explica.

«Es un sufrir constante, y qué duro, y qué triste, es que tú no puedas adquirir un producto, y más para un bebé, que lo tienes en una tienda donde, realmente, tú no puedes llegar», sentenció.