La epidemia del dengue está haciendo grandes estragos en Cuba, país caribeño que otrora fuera una potencia médica, sin embargo desde hace un tiempo a la fecha la salud pública cubana deja mucho que desear, en reportajes recientes algunos pacientes han testimoniado prefieren quedarse en sus casas que ingresar en un hospital de la Isla.


En lo que va de año se reportan cinco fallecidos en la Mayor de las Antillas por dengue tipo dos, los medios oficialistas mantienen el silencio, afirma CubaNet.

Por citar un ejemplo del reportaje de este medio de prensa, un paciente de Sagua la Grande se encuentra ingresado en terapia intensiva del Hospital Provincial “Arnaldo Milián Castro”, debido a la enfermedad, su pronóstico es reservado.

Funcionarios del sistema de salud en declaraciones a la prensa estatal han dicho que se encuentra en estado de coma, y es probable fallezca.

Los salones quirúrgicos así como el resto de las instalaciones que brindan servicios de salud ofrecen precarias condiciones para la población, en las calles también la insalubridad se hace ver por doquier.


Una paciente de Corralillo habló sobre su situación, Amarilys Blanco ha esperado durante siete meses para operarse:

“Ahora dijeron que tengo que llamar al hospital para informarme de la reprogramación de mi operación. Tengo problemas en el interior, espero que la Virgen me acompañe y tanta demora ahora no venga a complicarme”.

Un médico entrevistado por CubaNet, que no fue identificado contó:

“Jamás había vivido algo como esto. No hay jeringuillas, ni guantes, ni equipos de suero. El hospital está lleno de pacientes y no hay donde poner a los nuevos ingresos, hasta en los pasillos usted puede encontrar camillas con cualquier tipo de dificultad, excepto los casos de dengue que sí se encuentran aislados”.

Anécdotas como éstas abundan por toda Cuba, y es realmente la prensa independiente la que se atreve a reportar los casos reales, y sirve de vocera para la cruenta realidad.

“Ahora con la epidemia del dengue se habla mucho de eso, por todas partes, pero nadie ha venido a darnos nada porque seamos estudiantes y estemos pasando por esta situación de traer un niño al mundo”, considera Miguel Antonio, futuro padre de una bebita que verá la luz en agosto próximo, justo en el mismo mes en el que cumple sus 17 años de edad.

El Diario Granma, órgano oficial del PCC (Partido Comunista de Cuba) publicó recientemente que el 16% de la fecundidad del país, corresponde a madres en la adolescencia, de entre los 12 y 14 años.

La despreocupación del Gobierno cubano por la planificación familiar, se evidencian en el caso de Miguel Antonio, que será padre antes de cumplir la mayoría de edad.

(Con información de CubaNet)