La enfermedad de cólera en Cuba no para de producir noticias y comienza a poner en alerta a la comunidad internacional. En las advertencias se aconseja a los viajeros a no comprar comidas elaboradas a vendedores ambulantes, lavarse las manos frecuentemente y tomar agua de botellas selladas. El Ministerio de Salud Publica de Canadá también pide a todos los viajeros que busquen atención médica de inmediato si sienten los síntomas. “El Ministerio de Salud Pública de Cuba ha reportado un aumento del número de casos de enfermedad con diarreas en algunas regiones del país debido a las altas temperaturas y fuertes lluvias” dijo el Departamento de Salud de Canadá.

Por otro lado en Europa advierten que deben vigilar la situación y que si la epidemia se extiende fuera de la provincia Granma deberán tomar medidas para proteger a los viajeros europeos. En Estados Unidos la congresista Ileana Ros-Lehtinen ha advertido a los viajeros sobre la situación y acuso al gobierno de la Habana de esconder las cifras reales para no afectar el flujo de turistas a la isla.