El cienfueguero de 27 años que juega para Los Ángeles Dodgers como jardinero derecho, Yasiel Puig se encuentra de visita en Cuba, y no ha podido dejar de regalarnos unas cuantas instantáneas desde su hogar, donde se refleja lo feliz que se encuentra, al lado de su familia, jugando dominó o presto a batear en un campo cubano; él ahora millonario beisbolista, parece encontrar en la parsimonia de las palmas que pueden verse como paisaje en sus fotos, una calma, y un sabor inigualable.


“Hagas lo que hagas en la vida, no importa cuán lejos llegues en este mundo… ¡nunca olvides tus raíces! # Agradecido de haber tenido la oportunidad de visitar mi humilde hogar y volver a conectar con las personas que estaban allí para mí”, escribió Puig, junto a las fotografías, y algunos hashtags como “inicio”, “de la caña de azúcar”, “caminos de tierra”; y “las brillantes luces de la Yuma”.


El ahora jugador de Grandes Ligas, inició la práctica del béisbol a los 9 años, ya en el 2008 formaba parte de la selección nacional de Cuba en la categoría junior, y aunque intentó irse de Cuba en varias ocasiones, sin lograr éxito; hasta 2012 cuando pudo arribar a México, y contactó con los cazatalentos estadounidenses. El lanzador firmó un contrato por 42 millones de dólares por siete temporadas con la organización de los Dodgers, el acuerdo más exorbitante para un pelotero cubano desertor hasta el momento.