Una precaria embarcación con 21 cubanos a bordo fue interceptada por la Guardia Costera en aguas cercanas a la localidad costera de Mariel, y según la institución federal los antillanos fueron repatriados.

La embarcación “Raymond Evans” fue la que interceptó a los cubanos por aviso de la Guardia Fronteriza Cubana, de acuerdo a comunicado de la Guardia Costera de EEUU, los veinte hombres y una mujer recibieron “alimento, agua y atención médica”.

Jason Ryan, capitán del Distrito Séptimo de los guardacostas dijo que “este tipo de viajes ilegales en embarcaciones precarias de Cuba a Estados Unidos es muy peligroso”, además porque muchas de las embarcaciones van sobrecargadas, añadió.

Ryan puntualizó “este riesgo, simplemente, no vale la pena de correrse”.


331 cubanos han salido en una peligrosa travesía al mar hacia EEUU, desde el 1 de octubre del pasado año, El Nuevo Herald compara la cifra con la del año fiscal 2017, con un total de 1.989 contabilizados.

La institución detalló que las estadísticas representan el número total de interceptaciones en el Estrecho de Florida, el Caribe y aguas del Atlántico.

(Con información de El Nuevo Herald)