Varios estudiantes sintieron un impacto inesperado después de que un automóvil se estrellara contra su autobús escolar en Miami.


Los niños se dirigían a José de Diego Middle School cuando ocurrió el accidente a lo largo de la 8 avenida del noroeste y la 3 calle este miércoles.

Los estudiantes afirman que el conductor de un sedán Cadillac negro que viajaba con dos niños en el asiento trasero, intentó llevarse una señal de Pare.

Los 18 estudiantes a bordo del autobús parecen estar bien; no se reportaron heridos.