Sully, el perro de servicio del ex presidente George H.W. Bush le dio su último adiós este martes, uniéndose a su féretro para homenajear a su dueño en el Capitolio, y luego se marchará a Nueva York, donde recibió capacitación. Recibirá un curso de actualización antes de ser asignado para ayudar a los soldados en el Centro Médico Militar Nacional Walter Reed.

El labrador amarillo acompañó el ataúd de su amo, el presidente número 41 de EEUU, a bordo del avión presidencial, Air Force One, prestado por Donald Trump.

Sully que se ha vuelto una estrella de internet, protagonizó una conmovedora escena, tumbado frente al féretro del ex estadista, fallecido el viernes a los 94 años.


“Misión completa” tuiteó el portavoz de la familia Bush, Jim McGrath, junto a la etiqueta #Recordando41 y la impactante imagen del labrador yaciendo junto al ataúd cubierto con la bandera de Estados Unidos.

El hijo de Bush y presidente número 43 de EEUU, George W. Bush publicó la misma imagen en Instagram con un mensaje que anunciaba la llegada del perro al Centro Médico Militar Nacional Walter Reed.

“Por mucho que nuestra familia extrañe a este perro, nos reconforta saber que traerá la misma alegría a su nuevo hogar, el Walter Reed, que trajo al (presidente) 41”, escribió el también ex mandatario.

El presidente Harry S. Truman (1945-1953) mencionó una vez que la mejor forma de tener un amigo en Washington era conseguirse a un perro, al presidente 33 de los EEUU no le gustaban los perros, pero de haber conocido a Sully también lo habría enamorado el canino.

El labrador lleva el nombre de Sully, por el piloto retirado Chesley “Sully” Sullenberger III, que alcanzó celebridad en 2009, luego de aterrizar de emergencia un avión de pasajeros en el río Hudson de Nueva York.

Bush padre recibió a Sully del grupo VetDogs de EEUU, que proporciona perros de servicio a personas con limitaciones físicas o afectados por trastornos de estrés postraumático, el ex Jefe de Estado padecía una forma de enfermedad de Parkinson que lo dejó en silla de ruedas hasta su muerte.

(Con información de NBC6 y Prensa Libre)