Régimen cubano niega la entrada a opositora, luego de cobrarle una visa humanitaria para que viajara a ver a su madre enferma/Imagen tomada de redes sociales

Régimen cubano le niega la entrada a la Isla a la opositora Sandra Guerra Pérez, luego de haberle vendido una visa humanitaria para que pudiera visitar a su madre, quien tiene graves problemas de salud.


Guerra Pérez, radicada en Florida, Estados Unidos, fue miembro de las Damas de Blanco, y fotorreportera de Hablemos Press, un medio independiente.

«Gracias le doy a Dios por una vez mas poder hacer yo el intento de ir a ver a mi madre que está en pésimas condiciones de salud, agentes del régimen Castro-Canel de la Habana alegaron que no era bienvenida a su patria que es la misma mía, haciendo de inmediato gestiones para regresarme en el mismo vuelo que llegué, procedente de Fort Lauderdale, Florida, EEUU», denunció la disidente en sus redes sociales con imágenes que prueban los hechos.

A Sandra le fue entregada su visa emitida y firmada por la «agente consular» Nora Alberteris Monterrey, quien trabaja en la Embajada cubana en Washington D.C., luego de que ella pagara 600 dólares por dicho documento de viaje.

Sin embargo, desde La Habana, la dictadura le envió a decir, al parecer a través de la aerolínea Southwest Airlines, por donde Guerra Pérez se disponía a viajar, que el documento no tenía ninguna validez, luego de quedarse con los dólares de la exiliada.

Poco después fue publicado un vídeo en redes sociales, de la madre de Sandra Guerra, exigiendo el derecho de su hija a viajar y verla dada las condiciones en las que ella se encuentra.


«Que me venga a ver que estoy enferma, hace muchos años que no la veo, lo único que quiero es eso», expresó la señora desesperada.