Rusia amenazó a EEUU el miércoles de que, si Washington despliega misiles de alcance corto y medio en Europa, Moscú responderá de inmediato, según el presidente ruso, Vladímir Putin, apuntando con su armamento no sólo a esos países europeos, sino también a los «centros de toma de decisiones», informa Telemundo 51.


El mandatario ruso hace estas declaraciones por la reciente salida unilateral de Estados Unidos del tratado de eliminación de misiles convencionales o nucleares de corto y medio alcance (INF) durante su discurso sobre el estado de la nación ante ambas cámaras del Parlamento.

De acuerdo a Putin su país se verá obligado «a fabricar y emplazar tipos de armamento que pueden ser utilizados no sólo contra los territorios de donde provenga la amenaza directa, sino también contra los territorios donde se encuentren los centros de toma de decisiones para el empleo de los sistemas de misiles» que amenacen a Rusia.

«Sabemos cómo hacerlo y pondremos en práctica estos planes tan pronto como esa amenaza se vuelva real», añadió.

El líder ruso señaló que el Kremlin «no tiene intención, y esto es muy importante, de ser el primero en desplegar tales misiles en Europa».


No obstante, Rusia sigue dispuesta a negociar con EEUU en materia de desarme estratégico, aseguró Putin, quien también dijo «no está dispuesto a tocar una puerta que está cerrada».