Un perro de la policía en Florida detectó 4 mil kilos de marihuana escondidos en ollas de presión .


La presunta marihuana estaba repartida en 7 ollas de presión tapadas con una manta dentro de un carro que por ir a exceso de velocidad fue detenido.

Los oficiales fueron puestos en alerta por la perra que adoptó una postura inusual al detectar el olor de la marihuana: “mostraba cambios físicos, se quedó parada junto a las ollas y llamaba nuestra atención”, manifestó Christian Friend, detective de la oficina del alguacil del condado Desoto, Florida.

Ysabel Betancourt y Maykel Capetillo, son las dos personas que estaban en el carro, ambos fueron arrestados y enfrentan cargos por tráfico de drogas, dio a conocer EFE, agencia de noticias.

Los acusados manifestaron que la marihuana era para uso medicinal, pero no tenían ningún documento que avalara su pretexto.

La pastora alemán que se nombra Kita está entrenada para detectar marihuana, por lo que no le pasó por alto reconocer el olor de la droga que se encontraba oculta en un utensilio para cocinar, usado por primera vez para estos menesteres, el cual pudo haber sido efectivo para evitar sea detectado el olor del producto, según explicaron agentes policiales.