El consorcio Odebrecht ha cancelado sus negocios con la industria azucarera de la Isla caribeña, debido a impagos que ya se acumulan por aproximadamente dos años.

El monopolio estatal cubano AZCUBA ha fallado en cumplir con los acuerdos financieros, por lo que la Compañía de Obras e Infraestructura (COI), subsidiaria del gigante brasileño en Cuba, suspendió la administración del central azucarero 5 de septiembre, en Cienfuegos, reveló la firma con sede en Sao Paulo a Martí Noticias.

El acuerdo rubricado hace más de tres años, se firmó en un inicio con la intención de que tuviera efecto hasta 2025, sin embargo producto de los impagos Odebrecht suspendió el convenio con Cuba.

De acuerdo a un portavoz de la empresa, desde 2016 el consorcio brasileño suspendió sus labores en el central azucarero, teniendo en cuenta la “falta de fondos del cliente [AZCUBA] para la ejecución del contrato”.


La inversión inicial con la que se signó el acuerdo en noviembre de 2012, entre la COI y AZCUBA fue de 60 millones de dólares.

En enero pasado, el periódico de Cienfuegos, reportó que el contrato había sido liquidado “a raíz de la actual circunstancia sociopolítica del gigante sudamericano y el escándalo por corrupción” de la empresa brasileña.

Sin embargo, Odebrecht niega rotundamente que sea un factor relevante en el fin de la colaboración azucarera con el régimen cubano, señalando que en los acuerdos estipulados con el Departamento de Justicia de Estados Unidos y los Ministerios Públicos de Brasil, Suiza, República Dominicana, Panamá, Guatemala, Ecuador y otros países, el consorcio se responsabilizó y aseguró pagar multas a cambio de continuar efectuando contratos con el sector público.

La corporación añade que el tema “no tiene ningún impacto en Cuba ni para COI, dado que no forman parte de dichos acuerdos”.

“Todos los acuerdos concertados hasta la fecha tienen entre sus objetivos asegurar la continuidad de operaciones mediante el mantenimiento de los contratos vigentes y la habilitación para contratos futuros con los estados de todos los países en los que operamos”, afirma Odebrecht.

Cuba perseguía la inversión extranjera para superar la crisis que enfrenta la industria azucarera en el país, AZCUBA en la actualidad tiene a su cargo el control de la producción azucarera y sus derivados.

(Con información de Cubanet)