Hirohito Torres Rodríguez, un agricultor puertorriqueño y padre de 42 hijos, fue asesinado el domingo en la noche de varios balazos en Maunabo, municipio en la costa sureste de la isla caribeña, informó el lunes la Policía local, reportó el Nuevo Herald.

Según las autoridades, Torres Rodríguez, de 83 años, recibió disparos en diferentes partes de su cuerpo que le ocasionaron la muerte en el acto, en una residencia de la Carretera 759 del Barrio Palo Seco del mencionado municipio.

La historia de Torres Rodríguez fue reseñada en el año 2002 por EFE, a quien dijo que nunca se había casado.

El agricultor tenía en ese entonces dos compañeras, ambas hermanas, con las que había procreado 22 hijos, según relató en ese momento.


Torres Rodríguez afirmaba que en total había tenido siete compañeras y 42 hijos.

Hirohito, cuyo nombre le fue dado por su padre en honor al desaparecido emperador japonés, dijo en aquel entonces en la entrevista que estudió hasta cuarto año de escuela superior, pero su nivel cultural es mayor debido a que lee tres periódicos diariamente, así como libros.

Torres Rodríguez, quien fue propietario de maquinarias de construcción y poseía tierras en las que cultiva plátanos, tuvo su primer hijo “casi cumpliendo los 17 años”.

Entre sus hijos, hay un piloto, una maestra, una ingeniera, un químico y una farmacéutica, y hasta a algunos de ellos les construyó viviendas.