Migrantes cubanos recluidos en una base militar en Surinam/Imagen tomada de Martí Noticias

En una base militar recluidos la gran mayoría de migrantes cubanos varados en Nickerie, Surinam, luego de que fueran violentamente desalojados por militares del muelle en el que habían acampado desde finales del mes pasado, informa ADN Cuba citando reporte oficial de Martí Noticias.


Los isleños esperaban en el muelle a que el servicio de ferri hacia Guyana se reanudara para seguir su travesía rumbo hacia la frontera de México con EEUU, pero fueron abruptamente maltratados por los militares.

Uno de los migrantes identificados como Alioski Benítez, confesó: «nos sacaron a patadas, a punta de armas. Fue un comando completo contra un pueblo desarmado tirado en el piso».

El cubano pidió la ayuda de la Unión Europea y de organizaciones defensoras de los derechos humanos, para ponerle fin a los abusos de este tipo.

«Estamos asustados, ahora nos trajeron para una unidad militar y no sabemos que harán con nosotros», detalló.


Unos 240 migrantes de la Isla se encuentran en la base, y otros 17 están presos en algún sitio que no se ha dado a conocer.

El desalojo se produjo el miércoles pasado, en las imágenes capturadas y difundidas por TV Martí, se aprecia a los militares apuntándoles con armas largas a los cubanos.

Según Benítez, se reportaron «varios heridos, muchos recibieron golpes en la cara, fue abusivo. Hay otro grupo que está preso, no sabemos dónde ni que pasa con ellos».

Por su parte Yissel Hidalgo, otra migrante de la Mayor de las Antillas, dice les dieron a firmar «un documento que comprometía a abandonar la caravana» y al negarse los efectivos les fueron arriba.

Los cubanos han sido recluidos en las barracas con literas de una base militar, próxima al aeropuerto de Paramaribo, la capital de Surinam.

Las autoridades no se han comunicado con ninguno de ellos por el momento.