El senador cubanoamericano Marco Rubio sigue en su lucha por frenar las relaciones entre Cuba y Estados Unidos.

Marco Rubio defendió su proyecto de ley para suspender los vuelos hasta que las agencias de seguridad de Estados Unidos inspeccionen los aeropuertos de la isla.