calles-cuba


Luego de la muerte de Fidel Castro Cuba se paralizó durante nueve días, hoy ya ha vuelto a la rutina acostumbrada.

Luego de tantos días «ausentes» los cubanos han vuelto al trabajo, a poner la música alta y también a «resolver» sus necesidades cotidianas.

El bullicio de las calles de La Habana volvió también con vigor, los habaneros ya hacen las acostumbradas filas para tomar la guagua o un «almendrón» que los lleve a su destino.

Grupos de turistas, según comprobó Efe, recorrían de nuevo el pintoresco casco histórico, la «Habana Vieja», donde se escuchaban las notas del son cubano interpretadas por bandas de música en los recovecos de la calle Obispo o la Plaza de Armas.