El miércoles, Federica Mogherini, jefa de la diplomacia europea rechazó el retroceso en las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, y dijo que Europa impulsará el diálogo con el régimen de La Habana en contraposición a quienes “levantan muros y cierran puertas”.


El viaje de la funcionaria de alto rango dentro del bloque, se produce en momentos en que la Administracion Trump ha revertido la frágil distensión entre ambas naciones, y congela de nuevo los cambios que había iniciado el demócrata Barack Obama en diciembre de 2014, con el acercamiento al Gobierno de Castro.

“Estamos más cerca que nunca de vosotros. Los cubanos no se han quedado ni se quedarán solos frente a los que levantan muros y cierran puertas”, dijo Mogherini en rueda de prensa en la capital cubana, haciendo alusión a las sanciones de Washington contra la Isla.

“Independientemente de los cambios de política en Washington, el mensaje que traigo aquí es que la relación de la UE (con Cuba) es sólida, estable y confiable”, afirmó la diplomática.

La representante de la UE abrió su agenda de dos días el miércoles con un encuentro con Rodrigo Malmierca, titular de Comercio Exterior e Inversión Extranjera, una señal de que tanto Cuba como la UE buscan cooperar.


Cuando Estados Unidos emprendió su acercamiento al régimen, la UE decidió desterrar todas las sanciones y negoció un acuerdo de cooperación con el Gobierno cubano. El convenio entró en vigor de manera provisional el 1 de noviembre de 2017, debe ser ratificado por los parlamentos de los Estados miembros del bloque para que entre en vigor de manera plena; sin embargo de las palabras de Mogherini puede inferirse que la UE seguirá sin pedir nada a cambio con tal de que prevalezcan los intereses económicos.

(Con información de Martí Noticias)