El preso político Tomás Núñez Magdariaga continúa en huelga de hambre, el domingo cumplió su día número 61 sin ingerir alimentos sólidos, y se niega a recibir alimentación intravenosa, por lo que su salud se deteriora aceleradamente, informa Martí Noticias.


Su hermano Oscar Núñez Magdariaga reclama ante la Fiscalía General de la República una solución a la situación legal del opositor, que cumple este domingo 61 días de ayuno.

En otro intento por salvar la vida de su hermano, quien está dispuesto a morir, si no es liberado, Oscar acudirá este lunes a las autoridades.

Yennisey Jiménez, amiga de Núñez Magdariaga da fe de que el huelguista no ha recibido alimentación intravenosa desde el pasado lunes, y continuaba este domingo negado a recibir atención médica.

Tomás Núñez Magdariaga lleva a cabo esta protesta por un injusto encarcelamiento, y pide que además de ponerlo en libertad, se esclarezca el arbitrario proceso en el que fue condenado a un año de prisión.


La amiga del opositor indica que de acuerdo al personal médico, el disidente se niega a recibir cualquier tipo de medicamento, no se deja examinar ni tomar la presión arterial. Aunque «no tenemos cómo saber la verdad» porque hasta la doctora recibe órdenes de la Seguridad del Estado, asegura Jiménez.

«Lo tienen esposado a la cama, pero cerca le ponen el plato de comida, un vaso de leche y uno de jugo. La doctora que lo atiende aseguró que tiene la visión borrosa y que en los próximos días pueden empezarle a fallar todos los órganos», añadió.

Si Núñez Magdariaga sufre un desmayo, o pérdida del conocimiento le podrían administrar suplementos a través de los sueros, pero la activista indica que mientras el preso político esté consciente no se puede hacer nada.

En caso de desmayo o pérdida del conocimiento, sí le administrarían suplementos por medio de los sueros, pero «mientras esté consciente no pueden hacer nada», señaló la activista.

Dionisio García Ibañez, Obispo de Santiago de Cuba ha mantenido contacto con los familiares del huelguista, y afirmó que hace gestiones con las autoridades para que otorguen la libertad al opositor.

Gobiernos y organizaciones internacionales han advertido sobre la condena injusta que pesa sobre Núñez Magdariaga, y advierten sobre la posibilidad de un desenlace fatal en su caso.

(Con información de Martí Noticias)