Ileana Ros-Lehtinen y Donna Shalala (imagen de redes sociales)

La demócrata Donna Shalala, en conversación con Efe, admitió que al igual que la ex representante del distrito 27 de Florida, la cubanoamericana Ileana Ros-Lehtinen, tiene como prioridades la inmigración y empujar a un cambio político en Cuba, Venezuela y Nicaragua, recoge Martí Noticias.


La ex profesora de Ciencias Políticas y Políticas de la Salud en la Universidad de Miami, comentó pretende seguir «trabajando por los temas que le interesan a la gente de Miami, y eso incluye los problemas en Latinoamérica y el Caribe, así como los problemas de nuestra comunidad (en el sur de Florida) de igualdad y oportunidades».

Shalala fue elegida para representar el distrito 27, en las legislativas de noviembre de 2018, puesto que ocupó por casi treinta años, la republicana Ros-Lehtinen, en un distrito dominado durante décadas por el voto cubano, y que a lo largo de la historia se identificaba con el Partido Republicano, pero que a medida que ha pasado el tiempo, también se ha vuelto más diverso.

Para la demócrata la única característica del distrito 27 «es que todos hemos aprendido a vivir juntos y es muy americano», dentro de la población que comprende el mismo, viven cubanos, venezolanos, nicaragüenses, e inmigrantes de otros países latinoamericanos.

Shalala aseguró que «la mayoría» de los cubanos del Distrito 27, que abarca parte del condado Miami-Dade, incluida la Pequeña Habana, votaron por ella, en los comicios pasados, cuando se enfrentó a la popular periodista cubanoamericana, María Elvira Salazar.


También afirmó que siempre ha mostrado un profundo respeto por el exilio cubano; Shalala expuso además que nunca ha viajado a Cuba, y que siendo presidenta de la Universidad de Miami (2001-2015) no estuvo de acuerdo con permitir viajes de estudiantes a la Isla gobernada por los Castros, o emplear dinero de la Alta Casa de Estudios para hacerlo.

La congresista dejó claro que «no respeta» al régimen cubano, porque viola los derechos humanos, y en tal sentido aseguró apoya la política del presidente Donald Trump hacia Cuba.

Trump ha prohibido hacer negocios con empresas controladas por la cúpula militar castrista, desde junio de 2017, de igual modo ha restringido el comercio y los viajes al país caribeño.

«Estoy de acuerdo con el Gobierno, pero también creo que debemos hacer todo lo posible para ayudar al pueblo cubano (…) la gente debería poder ir y venir» de la Mayor de las Antillas, aclaró.

La legisladora apuntó sin embargo, que no considera un error el proceso de normalización inaugurado por el ex presidente del partido que representa, Barack Obama (2009-2017), a su juicio cree «que fue un enfoque diferente y no tuvo suficiente tiempo para afianzarse».

Shalala también apoya la idea de combatir a la dictadura de Nicolás Maduro en Venezuela, principal aliado político y económico del régimen de La Habana.