Esta semana La Habana y Moscú firmaron un convenio de colaboración tecnológica para aumentar el intercambio en materia de la digitalización de las transmisiones de televisión.

Rashid Ismailov, viceministro ruso de Telecomunicaciones y Medios de Comunicación estuvo al frente en la rúbrica del acuerdo con Alfonso Noya, titular del estatal Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT).


El funcionario cubano evaluó que este nuevo pacto con el Gobierno de Putin, “puede complementar muy bien” el proceso que tiene lugar en la Isla, y donde se espera que el principio del fin de la era analógica sea a mediados de este 2018.

“Es el inicio de un camino del que podremos tener mayores resultados en muchos aspectos que contribuyan al desarrollo de la radio y la televisión en Cuba», sentenció Noya, y recogió la prensa oficialista.

Según la parte rusa, el acuerdo sentará las bases para “profundizar” los vínculos y asumir los “retos” que se plantean en las transmisiones de radio y televisión, y con especial énfasis en los programas multimedia.

De acuerdo a Grisel Reyes, titular del Grupo Empresarial de la Informática y las Comunicaciones (GEIC) la intención es “avanzar e incorporar progresivamente” el cambio a otras provincias y municipios, para que en un plazo de tres año la televisión digital se propague por la Mayor de las Antillas.


(Con información de Cubanet)