Carne de cerdo en Cuba. Foto: TRAN THI HAI YEN / Shutterstock.com

En este nuevo capítulo de Vivir del Cuento tratan sobre el alto precio de la carne de cerdo, en que la mayoría de las familias cubanas renunciaron a dicho producto, plato anfitrión para celebrar la Nochebuena el 24 de diciembre.


Los cubanos recibieron con muchas risas la forma humorística con que el programa tocó la realidad vivida en la mayoría de las mesas cubanas en las celebraciones de fin del año 2021, con el alto precio de la carne de cerdo inalcanzable para la mayoría de los bolsillos en la Isla.

Trayendo a reflexión de los telespectadores cubanos la crisis económica en la Isla y el efecto negativo de las medidas del gobierno que lejos de mejorarlas, agudizó aún más la escasez de todo tipo con el aumento de la inflación por encima de lo pensado.

El personaje Pánfilo al igual que muchos hogares cubanos no pudo celebrar con el plato protagónico en la cena de Nochebuena (la carne de Cerdo), por el aumento descontrolado en el precio de la carne estrella en estas fechas,  que provincias como Cienfuegos y Santiago no había ninguna oferta aseguró el gobierno. Siendo el pollo el sustituto para esta celebración y muchos ni siquiera tenían eso en sus mesas.

El personaje de pánfilo desde acostarse temprano por no tener para celebrar una típica cena cubana, sin embargo sus vecinos lo sorprenden con una fiesta en su propia casa.

Los artistas invitados a participar en el programa se encontraban Jorgito Martínez y Raquel Hernández, el humorista Osvaldo Doimeadiós en el personaje de Meriño, que le sugiere a Pánfilo seguir el camino de la felicidad  «Desarrollar la capacidad de disfrutar con menos», del filósofo Sócrates.