Inauguran resort de lujo en Guardalavaca, en medio de la caótica situación del pueblo cubano/Imágenes de archivo

Inaugurado el primer hotel cinco estrellas de playa, que abre sus puertas en el oriente de Cuba, por parte del grupo Cubanacán, informó el estatal diario Granma.


De acuerdo a la prensa estatal, la apertura del Hotel Almirante en Guadalavaca, Holguín, «deja por sentado que las inversiones en sector turístico no se detienen».

Lo que muestra que el régimen si busca los recursos para captar dólares, mientras deja a los cubanos abandonados a su suerte, en una desesperada situación económica.

Según el órgano oficial del Partido Comunista cubano (PCC), el inmueble de 514 habitaciones repartidas en seis bloques escalonados en forma de herradura con vista hacia la playa, «podría convertirse en una especie de nave insigne para las instalaciones hoteleras del Polo Turístico de Guardalavaca».

El hotel también tendrá cinco suites, 11 mini suite, cuatro para minusválidos y 53 ubicadas en la planta real, con servicio de categoría superior, y un mayordomo a cargo de las habitaciones.


El Almirante contará también con varios restaurantes de servicio todo incluido, cuatro especializados, y uno buffet. En su punto más alto tendrá albergado un bar mirador con vista al mar.

De igual modo tiene un spa de cuatro cabinas de masaje, más otra para este servicio en parejas, así como de albercas y jacuzzis destinadas a tratamientos de diversas patologías con aguas termales, y hay que resaltar que además dispone de un salón de belleza equipado con tecnología de punta.

Dispondrá de un parque acuático para los más pequeños. Aledaño al club infantil tiene un barco pirata y maquinas de juego e internet para adolescentes.

A la par de que el régimen expande sus proyectos turísticos para seguir enriqueciéndose, ajusta cada vez más el cinturón al pueblo, con el proceso de «ordenamiento monetario», que a pocos días de su implementación ha disparado la inflación en la Isla, poniendo el costo de la vida por las nubes.

Si antes de enero de 2020 la vida en Cuba era un vía crucis, qué queda ahora con un aumento de precios fortísimo a los bienes y servicios en el país caribeño, donde han subido las tarifas de la electricidad, el transporte, el costo de los alimentos, medicinas, y otros.