Huelguistas del Movimiento San Isidro contra el acuerdo

Anamely Ramos, historiadora de arte y profesora que se encontraba entre los huelguistas del Movimiento San Isidro demostró hoy en una directa que el supuesto acuerdo alcanzado ayer con el MINCULT es una farsa.


Ramos quien criticó el débil acuerdo alcanzado por los 30 representantes de los jóvenes intelectuales y artistas que se encontraban en el Ministerio de Cultura mostró como su casa se encontraba sitiada por agentes de la seguridad del estado y patrullas impidiéndole salir.

Uno de los «acuerdos» era parar el hostigamiento contra los artistas independientes algo que la seguridad del estado continúa haciendo a solo horas del mencionado diálogo.

En la directa Ramos quien se encontraba junto a Omara Ruiz Urquiola mostró el despliegue policial fuera de su casa.

Omara Ruiz Urquiola calificó de deslealtad y afrenta que esos jóvenes fueran a negociar con funcionarios sin poder de decisión en el Ministerio de Cultura sin que estuvieran presentes los miembros del Movimiento San Isidro.


«No podía darse una reunión sin que estuvieran los miembros de San Isidro» dijo Urquiola. Omara fue más allá y los llamó traidores asegurando que habían hecho el «pacto del Zanjón del Siglo XXI».

Los que negociaron con la dictadura entraron con demandas y salieron con promesas, promesas de funcionarios medios, de burócratas sin poder de decisión. La represión, la censura y el abuso en Cuba continúa.