Tras haber desertado en el 2015 y estar en la mira de varios equipos, el futbolista cubano Ariel Martínez se ha convertido en una de las estrellas del Miami FC, reporta El Nuevo Herald.


Conocido como el “Messi cubano”, Martínez se encuentra hasta el momento trabajando dura para convencer al entrenador Alessandro Nesta, tras perder contra el Cosmos de Nueva York, que apostará todo en el campo.

En el encuentro, el cubano que jugó con una lesión, lo hizo en varias posiciones.

“Prácticamente jugué donde hacía falta, jugué en varias posiciones, siempre cumpliendo con lo que el entrenador de pedía. Me gusta jugar de 10, pero juego la posición que sea. Yo estoy más cómodo donde tenga la pelota”, dijo.

Pero su talento es más grande que cualquier impedimento, y con su dedicación cada día perfecciona sus técnicas.


“He trabajado mucho a la defensiva, en el ritmo de juego que es más rápido y he aprendido que en la mitad del campo se juega a dos toques y que solo puedes dar más de dos cuando estas delante”, señaló. “En verdad no sé porque jugué tan poco y las lesiones no influyeron. Ahora bien, lo importante es que Miami FC es un grupo bien compacto”, agregó.