Los familiares de Tahimí Alvariño, en especial su hermana Maria Karla Rivero y su cuñado, Jean Michel Jomolca, calificaron de «horrible» y «humillante» el comercial en que la actriz cubana hace publicidad para una merienda escolar en Cuba.

“Es un horror y un espanto. Me parece una ofensa para las madres cubanas, principalmente para los niños cubanos. Me pareció espantoso cuando lo vi”, dijo Jean Michel Jomolca.


Los dos artistas que tienen el programa de la Casa de Maka, confesaron que en las redes sociales muchos les estaban pidiendo explicaciones al salir a la luz este comercial que ha indignado no solo al exilio sino también a muchos cubanos dentro de Cuba.

«Ese comercial es vergonzoso, el humillante y desacertado. Todos sabemos la miseria que hay en nuestro pueblo de Cuba. Todos sabemos que para mandar a los niños a la escuela con un pancito con azúcar cuesta» continuó.

«Estoy en total desacuerdo con ese comercial porque sé la realidad de Cuba. Para mí esto ha sido mucho más complicado. Es un tema familiar» dijo Maria Carla Rivero.

El comercial despertó una ola de críticas contra Tahimí Alvariño y la compañía Katapulk que mantiene vínculos con el régimen para los envíos a Cuba desde Estados Unidos.